Hacia nuestra transformación a través de las experiencias interiores en el corazón y los estudios sobre la consciencia

 

Breve Historia:


Nací y crecí en Sudáfrica, un lugar que me marcó profundamente. Ciertamente, mi amor por la Naturaleza viene desde allí y alimenta mi deseo de vivir una vida sencilla en armonía con ella. 


Estudié Psicología en la Universidad de Ciudad del Cabo con un interés específico en los diferentes estados de conciencia, aunque en esos momentos la Psicología no estaba muy interesada en esta materia y sentí la necesidad de experimentarlos por mi misma, desde el interior. De aquí resultó una ardua búsqueda que solo obtuvo claridad cuando encontré al filósofo y yogui Srinivas Arka y empecé a practicar su método de meditación intuitiva Arka Dhyana, en 1997.


En la actualidad quiero devolver algo de tanto que he recibido, y así estoy realizando un doctorado sobre Arka Dhyana en IUPS, Hawaii.


Sinceramente siento que podemos empezar a crear una nueva manera de vivir en este planeta yendo hacia nuestra propia transformación a través de experiencias interiores en el corazón y los estudios sobre la consciencia. Así podremos descubrir y reconocer la verdad en cada uno y en la naturaleza. También creo que esta forma de vida debe incluir la ciencia y la tecnología, pero en armonía con la sabiduría del corazón y la de nuestros ancestros. 


Además también siento que este cambio se producirá cuando muchas mujeres tengan empoderamiento - pero no como seres que imitan a los hombres, sino como mujeres que desarrollan totalmente su capacidad femenina centrada en el corazón y que la combinan con el intelecto de la mente cuando y donde sea necesario. Los hombres también poseen esta "capacidad femenina" en sus corazones y también es necesario para ellos desarrollar este aspecto para que así juntos podamos contribuir a la siguiente fase de la evolución de nuestra especie aquí en la tierra.


Me he dado cuenta que cuanto más crece nuestra conexión interna, más se incrementa nuestra conexión externa con la Naturaleza y con todo.  Por esta razón creo que para servir realmente a otros, necesitamos estar más conectados con nuestros corazones y dar se cuenta o ser conscientes de la consciencia misma.


Cuando hagamos eso, es mucho más fácil adoptar un estilo de vida que esté en armonía con los elementos, con otros y con todo en la Naturaleza. También es mucho más fácil amar la Vida por si misma, o "Eso" que está en todos y en todo.